5 de abril de 2020

Locales 24/03/2020

Esta película ya la vi - En cuarentena

Por Luis Perrière

Súbdito de mis aficiones, la música y el cine, en el año 2011 una película  del seno hollywoodense (término válido pues es un producto cinematográfico generado en Hollywood, que es un barrio de la ciudad de Los Ángeles, Estados Unidos, en el que se encuentra arraigada la industria del cine) "Contagio (Contagion en inglés)" me llamó la atención y esto debido, a que si bien podía semejarse a una de las producciones de ficción sobre el cine-catástrofe, imperaba en mí el interés por develar el objetivo de ésta, dado que el autor era el escritor y director de cine Scott Z. Burns quién había generado en el 2006, nada más y nada menos que el film "La verdad incómoda" destinado a sensibilizar al mundo sobre el calentamiento global.

Burns es convocado por Steven Soderbergh (Director de la película) para llevar adelante  el proyecto. Debo aclarar,  que la producción contó, por entonces,  con los antecedentes de las pandemias anteriores incluyendo la gripe del 2009, de la que también fuimos víctimas.  En la misma se presenta el rol de la OMS (Organización Mundial de la Salud), de los laboratorios, los médicos, la población, los servicios de inteligencia, los líderes políticos, el periodismo, y del ciudadano común, víctima inevitable del azote viral.

Mantiene en su relato cierto rigor científico, y habla de la única vacuna existente, el aislamiento (la cuarentena), la violencia del sistema desde la desinformación, la infodemia,  y la consecuente respuesta social a la violencia que desata el imperio de la necedad y la mentira.

Bien dicen que a grandes males grandes soluciones y sin lugar a dudas este es el único camino. Y la cuarentena lo es (sea ya de catorce, cuarenta días o más) y por suerte estamos contado información veraz y desconocido, hasta ahora, alineamiento del periodismo, dejando de lado las fake  news.

El espíritu periodístico de la investigación no me permitió quedarme con la anécdota del celuloide (aunque ya este plástico no se use más como soporte fotográfico o fílmico, permítaseme esta expresión antigua), por llamar así  a esta obra del séptimo arte, navegue por cyber espacio y llegue a las costas del coronavirus en el a veces criticado territorio de Wikipedia. Porque informarse es saludable, y la mejor información que se obtenga puede salvar vidas.

Y aquí es donde me detengo unos renglones con el Coronavirus, pues el tratamiento de Burns sobre una pandemia no me parece meramente un artilugio del negocio del entretenimiento, sino la difusión de un hecho concreto que le advierte a la población sobre lo que está sucediendo.

Y  me entero, al revisar la web,  que hay 39 tipos de coronavirus y que él ultimo COVID-19 (síndrome respiratorio agudo) que se encontró  en Wuhan (China) viene precedido del Síndrome respiratorio de Oriente Medio que apareció en el 2012(MERS-CoV). En mayo de 2015, un brote de MERS-CoV se produjo en Corea del Sur, cuando un hombre que había viajado a Oriente Medio, visitó 4 hospitales diferentes en el área de Seúl para tratar su enfermedad. Esto provocó uno de los mayores brotes de MERS-CoV fuera del Medio Oriente. En diciembre de 2019, 2.468 casos de infección MERS-CoV habían sido confirmados por medio de pruebas de laboratorio, casos de los cuales 851 fueron mortales, una tasa de mortalidad de aproximadamente el 34,5%. Estadísticas, porcentajes que aumentan nuestro conocimiento en la materia. 

Otra secuencia de esta película, la de la vida real,  la de la pandemia a modo virtual,  es la denuncia en un medio de comunicación  realizado por Bill Gates  (co-fundador de Microsoft ) el 1 de enero de 2017  donde señala que "el mundo es vulnerable a una gran epidemia" le dice  esto a radio Today del grupo de la BBC (British Broadcasting Corporation) de la ciudad de Londres (Inglaterra), "actualmente estamos un tanto vulnerables a que una infección mortal se propague muy rápidamente; eso sería una tragedia", declaró. "El riesgo se debe principalmente al uso excesivo de antibióticos que ha generado bacterias resistentes a esos fármacos" y, según Gates, se necesita un esfuerzo mundial coordinado para desarrollar nuevos métodos y nuevos fármacos para reducir esa amenaza.

Esto pone blanco sobre negro, sobre el uso indiscriminado de los antibióticos no sólo para el consumo humano, sino aquellos que se utilizan en el sector agrícola-ganadero. Cómo impedir el uso excesivo de antibióticos en animales es para Bill Gates uno de los problemas donde se deben coordinar los esfuerzos. Hay un uso rutinario de suministrarle antibióticos a un animal aun cuando no esté enfermo, señaló Gates.

Hoy sabemos que la OMS (Organización Mundial de la Salud) es financiada mayoritariamente por la industria farmacéutica, y algunos aportantes privados (que desconocemos) y Bill Gates,  pese a tener sus diferencias con esta, por su crítica a la reacción  de la misma frente al virus del Ébola, en África Occidental, entre los años 2014 y 2016, con un saldo de miles de fallecidos. Por lo tanto, es un vocero de intereses creados. Y no hay que olvidar que en el 2009 con la "aparición" de la gripe "A", escondió su cabeza como el avestruz, tapando el negocio que estaba instalado a partir de un laboratorio que ya tenía la droga elaborado, el famoso y nunca bien ponderado tamiflu. Y también por ese año el secretario de salud estadounidense Mike Leavitt (de la administración de Bush que se ocupó de instalar primero el miedo, para después vender la droga) decía muy suelto de cuerpo en conferencia de prensa "Si no es el actual virus H5N1 el que provoque una pandemia de gripe... en algún otro momento del futuro otro virus lo hará" a confesión de partes relevo de pruebas, dice un axioma jurídico.

Parafraseando el mensaje de los cuatro jinetes del apocalipsis (Último libro del nuevo testamento de la Biblia) donde el caballo blanco es cabalgado por el jinete "de la Conquista", el corcel rojo o alazán es montado por el jinete "de la guerra", el caballo negro es cabalgado por el jinete "del hambre", y el caballo de color bayo es montado por el jinete "de la muerte", la ambición de la conquista, le perpetuidad de las guerras, la ignominia de la eterna hambruna, y la invariable muerte, nos recuerdan diariamente que estamos frente a una realidad que nos alerta, que invade cotidianamente nuestras horas  y de la cual no podemos escapar y nadie es inmune. Es hora que todas y todos propaguemos la necesidad viral de un vida para todos y todas, donde el dinero, el vil metal, no sea el cadalso de nuestra existencia y del mundo, sino que por encima de él, se valore la vida como tal y el único principio para salvaguardarla sea la conciencia, la responsabilidad de cada uno, la empatía y  el amor.

En este momento difícil, complicado para toda la humanidad, tenemos la posibilidad de comunicarnos por este medio y esto es posible gracias a genios como Steve Jobs (el creador de la computadora personal). Steve, en el célebre discurso a los presentes, en su mayoría jóvenes,  en la Universidad de Stanford (California, Estados Unidos) del año 2005 dio tres mensajes. Uno de ellos quiero compartir con ustedes a esta hora, para que no tengan miedo a nuestro finito tránsito existencial por este mundo, porque el miedo nos arrincona y nos hace pasto de las fieras.  Su tercer mensaje fue éste:

"¡Nadie quiere morir! Ni siquiera la gente que quiere ir al cielo quiere morir para llegar allí. Y sin embargo la muerte es el destino que todos compartimos. Nadie ha escapado de ella. Y así tiene que ser, porque la muerte es posiblemente el mejor invento de la Vida. Es el agente de cambio de la Vida. Retira lo viejo para hacer sitio a lo nuevo.

Ahora mismo,  lo nuevo son ustedes, pero dentro de no demasiado tiempo, de forma gradual, se irán convirtiendo en lo viejo, y serán apartados. Siento ser tan dramático, pero es bastante cierto. Vuestro tiempo es limitado, así que no lo gasten viviendo la vida de otro.

No se dejen  atrapar por el dogma que es vivir,  según los resultados del pensamiento de otros.   No dejen que el ruido de las opiniones de los demás ahogue vuestra propia voz interior.            Y lo más importante, tengan el coraje de seguir a vuestro corazón y vuestra intuición. De algún modo ellos ya saben lo que tú realmente quieres ser. Todo lo demás es secundario. 'Sigue hambriento. Sigue alocado'". Era su mensaje de despedida. Sigue hambriento. Sigue alocado.

Esta película, la de la vida, aún no tiene final. Sí, conocemos su argumento y escenas calamitosas, por ende reflexionemos, porque aún hay tiempo para ser mejores.

Soy un militante de la vida y el amor que se opone, además,  a la pandemia del odio, violencia y la muerte. Y no está demás,  señalar en este sentido,  que debido a la vertiginosidad  de la memoria indemne, pese a todo el dolor, el llanto liberador de angustia e impotencia, por la vidas truncadas por el terrorismo de estado (golpe cívico, eclesiástico, militar inoculado por el Plan Cóndor de Estados Unidos, e implementado el 24 de marzo de 1976) en nuestro país. Los treinta mil desaparecidos, y las vidas mutiladas de los que sobrevivimos al espanto y el horror, todos héroes inolvidables,  entre ellos mis seres queridos, mis hermanos Lucía Julia Perrière, Néstor Valentín Furrer y Luis García hermano de mi amigo Alberto Víctor García, que no olvidaré ni perdonaré; camino por este suelo nutrido por el coraje que nos debemos frente a las adversidades y  con esperanza en los jóvenes. Tengamos presente: "¡Nunca Más!".

Mientras vivo la cuarentena más larga de mi vida, me encuentro terminando el libro sobre la obra de Raúl de los Hoyos, el músico más importante que dio Saladillo en siglo XX. El mismo tendrá alrededor de 600 páginas y les contará sobre esas maravillosas creaciones que nos ha legado el otrora joven, eximio pianista, compositor que realizó un valioso aporte al tango y que entregaré al pueblo de Saladillo como tributo a la calidad humana de su gente y cultura.

Un consejo inolvidable y persistente de mi mamá, ya fallecida, Elida Frías que me repetía una y otra vez, "Luisito lávate las manos, no te toques la cara con las manos sucias, lávate las manos y vení a tomar la leche".

Y hoy las acciones a tener en cuenta en todo momento, según la OMS,  parecen inspiradas por ella, incluyen lo siguiente: 

1. Lavarse frecuentemente las manos con agua y jabón.

2. Al toser o estornudar cubrirse la boca y la nariz con la sangría o fosa cubital (la concavidad que forma la cara interna del brazo al flexionarlo por el codo).

3. Mantener al menos un metro de distancia de otras personas, "particularmente aquellas que tosan, estornuden y tengan fiebre".

4. Evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca.

5. Ir al médico en caso de fiebre, tos y dificultad para respirar, llamando con antelación si se encuentra en zonas donde se está propagando el virus o si se las han visitado en los últimos 14 días.

6. Permanecer en casa si empieza a encontrarse mal, aunque se trate de síntomas leves como cefalea y rinorrea leve, hasta que se recupere si se encuentra en zonas donde se está propagando el virus o si se las han visitado en los últimos 14 días

Esto es lo básico que se difunde en todo el mundo, como status primario de la prevención. Y entre las frases hechas, activo esa que dice "Mejor prevenir que curar"

Recomendación, hay mucho para leer en la GoogleBooks (10 millones de libros gratis) y miles de películas, para todas la edades, y música en diferentes sitios de la web. También pueden escribir su experiencia de vida en estas circunstancias, lo que será aleccionador para el devenir. Este es un momento bisagra para nosotros, para el mundo, para la vida, aprovechémoslo.

Cuidate, cuidémonos por amor al prójimo.

Luis Perrière (Locutor, periodista, 67 años. Formo parte de la población de alto riesgo)


Copyright © 2015 | La Síntesis - El primer diario digital de Saladillo