21 de junio de 2024

Nacionales 12/03/2024

Grandes pérdidas en la región tras los temporales de viento, lluvia y granizo

Un productor asegura haber perdido el 100% de la soja de segunda

Ignacio Gómez Álgaza, productor, también vio cómo una fuerte tormenta se llevó la producción. En su caso, terminó con el 50% de las 650 hectáreas que tenía sembradas entre soja, maíz y girasol. Gómez Álzaga produce en dos campos en 25 de Mayo, en uno contra Bragado, y otro limitando con Bolívar y General Alvear. Los mayores daños se produjeron justamente en el establecimiento que da contra Bolívar y General Alvear. "Me limpió el 100% de la soja de segunda (se hace luego de la cosecha del trigo)", contó. Esa soja de segunda abatida por el temporal venía en buen estado.

El productor tiene ya definido el daño considerando la paleta de los distintos cultivos. En maíz, tenía un cultivo que apuntaba a unos 10.000 kilos por hectárea. Ahora no cree que llegue a los 4500 kilos por hectárea. En soja de primera (en el calendario de siembra corresponde a implantaciones desde octubre) la expectativa era un rinde de 3500 a 4000 kilos por hectárea y ahora hay pesimismo para alcanzar los 2000 kilos. En la soja de segunda donde buscaba unos 2500 a 3000 kilos por hectárea perdió todo, como se mencionó. Tenía asegurada la producción, pero el seguro cubre una parte del costo.

"De unos 325.000 dólares de inversión, la mitad desapareció", afirmó Gómez Álzaga, que está indignado por la suba impositiva en la provincia de Buenos Aires: "La bronca es que, graciosamente, a Axel Kicillof se le ocurrió subir el inmobiliario rural 400-500%", indicó.

Gómez Álzaga estaba a 15 días de la cosecha de girasol y a un mes en maíz y soja. Siente que ahora tiene que afrontar una cuesta arriba. Cree que los daños en la zona son importantes. Según describió, de un viaje que hizo desde Saladillo, en 80 kilómetros observó daños a los costados de la ruta en todo el trayecto.

Fernando Bertello

La Nación

Copyright © 2015 | La Síntesis - El primer diario digital de Saladillo