27 de septiembre de 2022

Locales 18/02/2022

"La apertura de la calle Moreno y la puesta en escena del Intendente"

De Carlos Pérez Cavalli

Después de que un fallo judicial ordenara frenar la obra, además de gritar que a él no lo van a parar, de mandar a juntar firmas al Barrio 31 de Julio y de grabar videos con producciones cinematográficas, al Intendente se le ocurrió convocar anoche a una sesión extraordinaria del Concejo Deliberante para convalidar un proyecto que ya está convalidado. 

En diciembre del año pasado se aprobó por unanimidad el presupuesto que prevé la apertura de la calle Moreno. Es decir: hace dos meses que nuestro Bloque ya dio el aval para que la obra se lleve a cabo. 

Es por eso que lo de anoche se trató lisa y llanamente de otra puesta en escena con la única intención de intentar dejar al Frente de Todos como el responsable de sus propios errores. 

Que quede claro: fue la Justicia la que ordenó frenar la obra. Y lo hizo por culpa de los errores que cometió el Intendente, no nosotros. Fue por querer hacerlo de manera terca y caprichosa, sin escuchar las recomendaciones que se le hicieron desde nuestro bloque. Y además, el recurso que dio lugar a que la Justicia frenara la obra no fue presentado por nuestro espacio político. 

Repasemos:

Hace casi dos años el Intendente tomó la decisión de abrir la calle Moreno a la altura de la estación del ferrocarril. 

Lo hizo de manera unilateral y nunca envió el proyecto al Concejo Deliberante. 

Sin embargo, se le advirtió que hay una ordenanza que declara a la Estación como patrimonio histórico y que, por lo tanto, para poder realizar la obra era necesario cumplir con algunas cuestiones. 

Salomón aseguró que lo que está declarado como patrimonio histórico es sólo el edificio y no todo el predio y que por lo tanto la obra no infringe ninguna norma. 

Nosotros respondimos que -como mínimo- eso no está tan claro porque la ordenanza 2641 no lo especifica: "artículo 1: Declárase Patrimonio Histórico de Saladillo a (...) la ex Estación del Ferrocarril Roca". No dice si es el edificio o todo el predio. 

Además dijimos que una ordenanza del año 1993 y otra de 2003 ordenan la creación de una "Comisión para la Preservación del Patrimonio Histórico" y que después de casi 30 años nunca fue creada. 

¿Por qué es importante conformar esa Comisión? Porque -entre otras cosas- esa Comisión debería expedirse ante cada situación que pueda llegar a afectar cualquier bien declarado como patrimonio histórico

Pese a que se lo solicitamos de manera pública y privada, el Intendente nunca se dignó a conformar esta Comisión.

A su vez, esa misma ordenanza prevé que no se puede afectar un bien declarado patrimonio histórico si antes no cuenta con:

1) Autorización previa de la Dirección de Cultura -art. 13-

2) Informe  de impacto ambiental -art. 28- 

Hasta donde se sabe, ninguna de las dos cosas se hicieron. 

Lo que sí se sabe es que el Intendente decidió avanzar unilateralmente, nunca giró el proyecto al Concejo Deliberante y curiosamente lo hace ahora que existe un fallo judicial que ordena detener la obra. 

Y, ¿por qué lo hace ahora y no antes?

Porque dentro de unos días el Intendente tiene una audiencia de conciliación en el marco del proceso judicial y quiere demostrarle a la Jueza que entiende en la causa que todos los partidos políticos de Saladillo están de acuerdo con él, lo cual no es ni más ni menos que un mecanismo de presión por sobre el Poder Judicial. 

Ahora bien, ¿qué hizo el Intendente ante el Fallo que ordena detener la obra?

¿Lo acató?

¿Frenó la obra?

¿Conformó la Comisión para la preservación del patrimonio Histórico tal como pide la Ordenanza 2094?

¿Mandó un proyecto para modificar la ordenanza 2641 y aclarar que lo único declarado como Patrimonio es el edificio de la estación y no todo el predio?

¿Emitió un dictamen desde la dirección de Cultura dando autorización a la obra?

¿Realizó el informe de impacto ambiental que requiere la ordenanza 2094?

Nada de todo eso.

Lo que el Intendente hizo fue lo dicho al comienzo: enojarse, decir que a él no lo van a parar, salir a juntar firmas, hacer videos, continuar con la obra, convocar a una sesión extraordinaria (como si existiera una urgencia tremenda para abrir una calle) y proponernos votar una ordenanza que contiene un solo artículo que básicamente pide que tenemos que estar de acuerdo con él en la interpretación de la Ley ("Convalidar el proyecto y la ejecución de la obra "Pasaje de la avenida Moreno" de acuerdo a la documentación técnica elaborada por la Secretaria de Obras y Servicios Públicos de la Municipalidad").

A todo esto: que luego del fallo judicial el Intendente haya dicho "no me van a parar", no puede significar otra cosa que "no me importa lo que diga la Justicia, el Intendente soy yo y acá se hace lo que quiero".

Muy republicana manera de actuar. 

El radicalismo local, que se jacta de ser defensor de las instituciones de la democracia, respetuoso de la división de poderes, garante de los principios republicanos y coso... resulta que ante un fallo de la Justicia que no le gusta se pone como loco. 

Eso no es actuar de manera republicana ni nada. Eso es actuar como si Saladillo fuese una estancia y, quienes gobiernan, los patrones. 

Además, sabían y saben que votando la ordenanza que elevaron ayer no se resuelve el litigio judicial. Porque no zanja ninguna de las presuntas ilegalidades que la Justicia les marcó en su Fallo. 

En resumen, lo que anoche se discutió en el Concejo no es si se está a favor o en contra de la apertura de la avenida Moreno. Lo que se discutió anoche fue si eso se va a hacer cumpliendo la Ley y respetando la división de Poderes, o todo lo contrario. Ellos, eligieron hacerlo haciendo todo lo contrario.

Carlos Pérez Cavalli

Concejal por el Frente de Todos

18 de febrero de 2022

Copyright © 2015 | La Síntesis - El primer diario digital de Saladillo