24 de mayo de 2024

Nacionales 14/04/2023

Titanic: historias, mitos y verdades del hundimiento

Se cumplen 111 a帽os del naufrafio en el Atl谩ntico Norte

La noche del 14 de abril de 1912, el Titanic golpe贸 un iceberg en su viaje inaugural, en el Atl谩ntico Norte. En la madrugada del 15, el barco del que se dec铆a que ni Dios podr铆a hundirlo, se fue a pique. De algo m谩s de 2200 personas que en total iban a bordo, unas 1500 perdieron la vida. Hab铆a zarpado de Southampton el 10 de abril, con destino a Nueva York. La tragedia dio pie a infinidad de relatos. El hundimiento m谩s famoso de la historia se convirti贸 en una fuente casi inagotable de material.La orquesta del Titanic

Una de las primeras im谩genes que quedan del naufragio, y que alcanz贸 el rango de met谩fora, es la de la orquesta del Titanic. La integraban ocho m煤sicos, que viajaban como pasajeros de segunda clase. Durante los cuatro d铆as de traves铆a, hasta aquella fat铆dica noche del 14 de abril tocaron en dos grupos: un quinteto y un tr铆o. El quinteto era conducido por el director y violinista del grupo, Wallace Hartley. Ese conjunto tocaba en las sobremesas. El tr铆o de piano, viol铆n y cello lo hac铆a a la hora de la merienda.

Los sobrevivientes del naufragio dejaron varias versiones sobre lo ocurrido con los m煤sicos, m谩s cuando se dio a conocer que ninguno de los ocho hab铆a sobrevivido. Varios testigos afirmaron que, como octeto, comenzaron a tocar poco despu茅s de medianoche (es decir, tras el impacto con el iceberg) en uno de los salones de cubierta. Pese a los testimonios que los ubican con sus instrumentos en plena cubierta, no resulta plausible que tuvieran espacio suficiente para tocar mientras cientos de personas iban y ven铆an y se bajaban los botes.

Lo cierto es que la orquesta del Titanic tuvo su 煤ltima funci贸n como forma de dar 谩nimos en medio del hundimiento. Uno de los cuerpos que se pudo recuperar fue el de Hartley. Considerado un h茅roe, tuvo un funeral multitudinario en Inglaterra. 85 a帽os m谩s tarde, el grupo de c谩mara I Salonisti grab贸 un disco con las obras que, seg煤n los testigos, el octeto interpret贸 durante el hundimiento.

Frank Browne, sacerdote y fot贸grafo

Una de las piezas interpretada habr铆a sido el intermezzo de la 贸pera Cavaller铆a Rusticana de Pietro Mascagni. La fuente que dio cuenta de ello fue el cura Francis Browne. Este sacerdote irland茅s, de la orden jesuita, subi贸 a Titanic con una c谩mara de fotos. Cuando comenz贸 la evacuaci贸n, pudo subir a uno de los botes, llevando la c谩mara consigo.

De ese modo, quedaron para las posteridad unas cuantas im谩genes de la traves铆a del Titanic en las casi cien horas que estuvo a flote desde el comienzo de su fat铆dico viaje. Browne, de 32 a帽os, hab铆a recibido el pasaje como regalo de un t铆o. Durante la Primera Guerra Mundial sirvi贸 como capell谩n militar y fue herido en Francia. Lo condecoraron y se instal贸 en Dubl铆n. All铆 muri贸 en 1960, a los 80 a帽os.

La Inhundible

De los cerca de 700 sobrevivientes, nadie tuvo m谩s fama que Molly Brown. Su vida fue bastante ajetreada y podr铆a decirse que haberse salvado del naufragio no fue lo m谩s importante que le pas贸 en la vida, pero es c茅lebre por eso. Nacida en Missouri en 1867 como Margaret Tobin, tuvo una vida pobre hasta que se cas贸 con James Brown en Colorado. El marido se volvi贸 millonario de un d铆a para otro con el descubrimiento de una mina de oro.

Los Brown se dedicaron a viajar por el mundo. Molly se separ贸 de James cuando descubri贸 que le era infiel. Tras el divorcio, viaj贸 a visitar a su hija, que estudiaba en La Sorbona, en Par铆s. De all铆 fueron a El Cairo, donde se encontraron con John Astor, miembro de una de las familias m谩s prominentes de Estados Unidos. Astor y su esposa Madeleine les hablaron del viaje inaugural del Titanic. Como Molly deb铆a regresar s铆 o s铆 por barco a Estados Unidos sac贸 boleto. La leyenda dice que antes de zarpar consult贸 a una vidente, que le advirti贸 de los peligros del viaje.

Al momento del impacto con el iceberg, Molly estaba leyendo en su camarote. Cuando le avisaron que hab铆a que evacuar, tom贸 500 d贸lares y un talism谩n de jade que hab铆a comprado antes de embarcar. El bote al que subi贸 ten铆a mayor铆a de mujeres. Seg煤n se cuenta, Molly se quit贸 el chaleco salvavidas porque consider贸 que si tambi茅n se hund铆a era preferible morir ahogada y por hipotermia. Atr谩s qued贸, entre otros, John Astor, el pasajero m谩s rico del Titanic, que muri贸 ahogado.

La fama de Molly viene por su comportamiento en el bote, donde choc贸 con el oficial al mando, Robert Hichens. Este rechaz贸 regresar en busca de m谩s n谩ufragos, en los minutos posteriores al hundimiento. Respond铆a en malos t茅rminos y estaba convencido de que estar铆an varios d铆as a la deriva. Cuando el bote se encontr贸 con otro, los ocupantes del segundo bote fueron testigos del reclamo de Molly a Hichens para ir a buscar sobrevivientes y su respuesta destemplada: "隆Si no se calla la voy a tirar al agua!". Molly y otras mujeres se dedicaron a remar, aun en contra de las indicaciones del marino.

Cuando en Estados Unidos se form贸 una comisi贸n investigadora, se excluy贸 a las mujeres sobrevivientes de dar testimonio. Molly opt贸 entonces por contar su experiencia en el diario Herald Neport, que public贸 su historia en una serie de tres notas. Adem谩s, cre贸 un comit茅 de sobrevivientes y ayud贸 a los deudos de los fallecidos.

A帽os m谩s tarde, se sum贸 a las luchas obreras de los mineros de Colorado y ayud贸 a que la familia Rockefeller cediera ante las demandas de los trabajadores. Tambi茅n se hizo feminista y lleg贸 a decir que no estaba de acuerdo con que las mujeres fueran las primera en evacuar el Titanic, porque consider贸 que ten铆an igualdad de derechos tanto en tierra como en mar. Apodada "La Inhundible", muri贸 en 1932. Un musical de Broadway, que deriv贸 en pel铆cula, ayud贸 a su fama p贸stuma.

El barco del rescate

A Molly Brown y al resto de los sobrevivientes los rescat贸 el Carpathia, el trasatl谩ntico que recibi贸 la se帽al del Titanic despu茅s de la colisi贸n. Viajaba en sentido opuesto, desde Nueva York hacia Europa, cuando el operador de radio capt贸 la se帽al de auxilio. El capit谩n Arthur Rostron orden贸 cambiar el rumbo. 58 millas separaban al Carpathia del Titanic.

Como se sabe, el barco lleg贸 bastante despu茅s del hundimiento. Exactamente a las cuatro horas de recibido el aviso, pasadas las 4 de la madrugada. Dos horas antes, el Titanic hab铆a desaparecido de la superficie. Rostron supo desde el primer momento que el tiempo le jugaba en contra y puso su nave a todo vapor; de hecho, orden贸 que se apagara la calefacci贸n, para lograr mayor velocidad.

La tripulaci贸n fue condecorada por su labor en el rescate, que implic贸 atravesar unos cuantos icebergs para poder llegar. Molly Brown en persona le entreg贸 una medalla a Rostron. Durante la Primera Guerra Mundial, el Carpathia sigui贸 con su recorrido comercial, y tambi茅n transport贸 tropas. Un submarino alem谩n lo torpede贸 el 17 de julio de 1918 frente a la costa irlandesa y se hundi贸.

Los hermanos del Titanic

Dos a帽os antes del hundimiento del Carpathia, se hab铆a ido al fondo del mar el Britannic. Fabricado por White Star Line, la compa帽铆a naviera del Titanic, era de la misma clase Olympic. O sea que era un barco id茅ntico al hundido en 1912. El 21 de noviembre de 1916, impact贸 con una mina submarina en el canal de Ceos, en Grecia. Para ese momento, y como consecuencia de la guerra, funcionaba como transporte de tropas y barco hospital.

Fue el barco m谩s grande que se perdi贸 en la Gran Guerra, pero lejos estuvo de ser una cat谩strofe humana: murieron 30 personas de un total de 1066 tripulantes. Sus restos los encontr贸 Jaques Cousteau en 1975.

La clase Olympic de White Star Line tuvo un tercer barco, adem谩s del Titanic y el Britannic. Fue el Olympic, el primero de la serie, el que le dio nombre. A diferencia de sus hermanos menores, no tuvo un final tr谩gico. Pas贸 a ser el barco de pasajeros m谩s grande tras el hundimiento del Titanic.

El 20 de septiembre de 1911 protagoniz贸 un incidente que pudo haber tenido un final tr谩gico: golpe贸 en alta mar con el Hawke un buque de guerra ingl茅s. La succi贸n generada por el Olympic llev贸 a que el Hawke se aproximara hasta impactarlo. El nav铆o de guerra perdi贸 la proa en un episodio que no caus贸 heridos.

La camarera argentina del Titanic

El Olympic ten铆a a bordo a dos personas que estar铆an en el viaje del Titanic. Uno era el capit谩n Edward Smith, que dej贸 el Olympic a fines de marzo de 1912 y muri贸 en el naufragio. La otra persona merece destacarse porque, no solamente estuvo en el incidente del Olympic con el Hawke y luego en el Titanic, sino que adem谩s pudo salvar su vida y, cuatro a帽os m谩s tarde, fue parte de la tripulaci贸n del Britannic cuando su viaje fatal. Violet Jessop era enfermera y viaj贸 en los tres buques de la clase Oympic.

Hija de padres irlandeses, naci贸 en la Argentina en 1887, m谩s exactamente en Bah铆a Blanca, donde la familia se dedic贸 a criar ovejas. Se instal贸 con su madre y hermanos en Inglaterra en 1903, tras la muerte del padre. Comenz贸 a trabajar como camarera y en 1910 se incorpor贸 a White Star Line.

Despu茅s del accidente del Olympic, y a instancias del ingeniero Thomas Andrews, constructor del Titanic que muri贸 en el Atl谩ntico Norte, fue reclutada para el viaje inaugural. Estuvo encargada de la evacuaci贸n de los pasajeros de tercera clase que hablaban castellano, y se salv贸 en el bote salvavidas que luego se encontr贸 con el que llevaba a Molly Brown.

En 1914 pas贸 a desempe帽arse en el Britannic, y salv贸 la vida en el hundimiento de 1916. M谩s adelante dio varias veces la vuelta al mundo en el crucero Belgeland. Ya retirada, muri贸 en 1971. 

El naufragio y el cine

La tragedia del Titanic aliment贸 al cine. Hubo cuatro pel铆culas entre 1929 y 1958 que antecedieron el boom de la megaproducci贸n de James Cameron en 1997, ganadora de once premios Oscar. Menci贸n aparte merece Rescaten al Titanic, estrenada en 1980. Se trata de un film que tom贸 la historia en clave de ciencia ficci贸n. 

El argumento es risible: en plena Guerra Fr铆a llega el dato de que el Titanic llevaba en sus bodegas un mineral que solamente se consigue en la Uni贸n Sovi茅tica y que es clave para la carrera armamentista. Estadounidenses y sovi茅ticos se enfrascan en una carrera por nada menos que reflotar el trasatl谩ntico. Los rusos alegan que el mineral les pertenece, cuando el nacimiento de la URSS es posterior a 1912.

La pel铆cula, que fue un descomunal fracaso de taquilla, plantea que el barco se hundi贸 en una sola pieza, al contrario de los testimonios del momento del naufragio, respecto de que se parti贸 en dos. As铆, puede ser reflotado del fondo del mar. Lo que vuelve interesante a esta producci贸n es la fecha del estreno. Para 1980 aun no se hab铆a hallado el Titanic en el Atl谩ntico Norte. Fue la expedici贸n de Robert Ballard la que encontr贸 los restos del barco en septiembre de 1985. Por supuesto, el barco no se puede reflotar. Pero sigue generando material. 

Fuente: P谩gina 12

Copyright 漏 2015 | La S铆ntesis - El primer diario digital de Saladillo