29 de noviembre de 2022

Nacionales 15/07/2022

Vacaciones de invierno: ¿Qué hacer con las mascotas si nos vamos de viaje?

Las distintas opciones de cuidados y las recomendaciones de los veterinarios

Se aproximan las vacaciones de invierno y para muchos es una oportunidad para viajar o salir de casa por unos días. Sin embargo, para quienes tienen mascotas en sus hogares surge un importante interrogante: ¿Qué hacemos con ellos? Si bien cada vez hay más lugares petfriendly, a veces no es tan sencillo o simplemente no se puede llevar al animal de viaje. Para estos casos, existen distintas alternativas de cuidado, que van desde hoteles de lujos hasta opciones más low cost. 

En nuestro país alrededor del 78 por ciento de los argentinos tiene mascotas en su casa, según una encuesta nacional de mascotas elaborada por Millward Brown Argentina. Dentro de este total, se estima que hay 15 millones de perros y 6 millones de gatos, según datos oficiales de la Cámara Argentina de Empresas de Nutrición Animal (Caena).

Además, para el 92 por ciento de los argentinos los animales son un miembro más de la familia, y por eso, apuntan a darles el máximo confort, aunque eso implique destinar un presupuesto extra para sus cuidados.

Y en esta época del año, cuando surge la posibilidad de salir de salir de viaje, aprovechando el receso escolar de invierno, muchas personas deben evaluar qué hacer con la mascota de la casa: si no puedo llevarlo, ¿es mejor dejarlo en casa al cuidado de algún familiar, amigo o conocido? o ¿dejarlo en una guardería en compañía de otros pares?

"Es todo muy relativo y depende de cada mascota", explicó a Página/12 la médica veterinaria María Paz Salinas. En ese mismo sentido, señaló que no es lo mismo si se trata de un perro o de un gato puesto que para los felinos "es mucho más difícil gestionar el tema de salir del territorio".

Sin embargo, para ambos casos precisó que es muy importante que haya un período de adaptación, ya sea que se opte por dejarlo con un familiar/conocido o en una guardería. "Las familias tienen que probar con el pensionado unos días antes del viaje como para que el animal se acostumbre al lugar y no sea tan complicado el tema de la adaptación", sostuvo Salinas. Y agregó: "Uno tiene que evaluar y saber que, en términos generales, el perrito o gatito no va a comer los primeros días. Pero, las primeras veces no son parámetros de nada, por eso hay que hacer pruebas sucesivas para ver cuál es la reacción del animal".

Asimismo, la especialista destacó que "en caso de que la mascota se quede con un familiar tiene la ventaja de que no cambia tan radicalmente de ambiente". Esto es beneficioso especialmente para los gatos, puesto que "lo más apto para esta especie es respetar el territorio".

Por otra parte, Salinas explicó que al momento de elegir una guardería "es necesario tener en cuenta los requisitos de ingreso, las instalaciones y las posibilidades de recreación". Debe ser un espacio apto para el animal, contar con las medidas de seguridad necesarias, quienes estén a cargo de los animales deben tener preparación en el tema; y es indispensable que todos los huéspedes cuenten con el programa sanitario completo (vacunas, desparasitación y protección contra pulgas y garrapatas).

Guarderías

Las ya conocidas guarderías son un sitio ideal para que las mascotas se relacionen con otros animales y pasen unas vacaciones divertidas. Muchos de estos espacios ofrecen prestaciones básicas y Premium, cuentan con servicios y actividades que les permiten a los animales ejercitarse y socializar con sus pares, con la supervisión de instructores especializados. Asimismo, comparten un feedback diario con lxs dueñxs para conozcan cómo se encuentra el animal.

"Spa Pet's Land" es una guardería de mascotas con más de 30 años de experiencia. Está situada en Cañuelas y tiene capacidad para 50 animales, recibe tanto perros como gatos y otras mascotas domésticas. Cuenta con una superficie arbolada, quinchos grandes, caniles individuales y juegos. Además, el espacio para gatos es completamente techado para mayor seguridad, tiene estructuras con troncos y juegos para que los felinos trepen y se distraigan.

El costo del hospedaje varía entre 2500 a 2800 pesos por día, según el tamaño de la mascota. A esos valores, se pueden sumar adicionales, como por ejemplo la medicación o el traslado, si así lo necesitaran. Además, el alimento no está incluido. Por eso, desde la empresa les piden a los dueños que lleven sus pertenencias.

"Pedimos que traigan sus alfombras, cunas, juguetes, comedero bebedero para q se adapten más rápido", destacó María a este diario, la dueña del Spa. Además, señaló que aconsejan que los dueños vayan con sus mascotas unos días antes, así el animal va reconociendo el lugar.

Según precisó la mujer, tanto ella como su hija, son médicas veterinarias y viven en el lugar donde está instalada la guardería, por lo que "el cuidado y la atención a las mascotas son permanentes". También se envían fotos, videos, o hasta se hacen llamadas por teléfono con lxs dueños para que puedan ver a sus mascotas.

Como la mayoría de los lugares, entre los requisitos de ingreso figura tener el plan sanitario al día, que incluye entre otras cosas: la vacuna séxtuple, la antirrábica, y la desparasitación interna y externa.

Para más información, los interesados pueden contactarse vía telefónica al 2226-471111 o al 2226-60585.

Hotel boutique felino

"Espacio Gatos" se define como "un hotel boutique felino de cinco estrellas". Está ubicado en el barrio porteño de Chacarita, y ofrece un ambiente acogedor y tranquilo para que el gato se sienta bien y no sufra el estrés del cambio del lugar.

Trabaja con cupos limitados de 20 gatitos en suites privadas, y dos espacios compartidos con capacidad de alojamiento de 10 gatitos en cada uno. "Es una baja cantidad como para que estén cómodos y no se estresen", detalló Margaret, la dueña del lugar.

Cada mascota tiene un sitio personal y hay un espacio común para todos, en donde tendrán la posibilidad de jugar e interactuar. La casa cuenta con un amplio jardín con protección anti-escape, un espacio interior climatizado, juguetes, circuitos aéreos y puentes, con la posibilidad de socializar con otros gatos.

El costo de la estadía en espacio compartido es de 1600 pesos por día y en suite privada 2400 pesos, aunque para estadías de más de 15 días hay un descuento. El mínimo de días de alojamiento son 4 y el máximo entre 40 y 50.

"El servicio incluye limpieza todos los días, atención a todas las necesidades del gatito: mimos, juegos, videos; y disposición de arena sanitaria. No así la comida, por lo que cada gatito debe llevar su alimento", contó la mujer.

Además, el diferencial es que "todos los días se les envía a los dueños un seguimiento diario, mediante fotos, videos y mensajes por WhatsApp". "Les mostramos a las familias si el gatito comió, hizo sus necesidades, videos jugando o mimando. En todo momento saben cómo va evolucionando el animal, incluso en los primeros días, durante el periodo de adaptación, que suelen ser los días más 'complicados'".

Asimismo, Margaret contó que las familias pueden recorrer y conocer el lugar previamente si lo desean, para ver cómo están los gatos, cómo es la limpieza, la dinámica. "Buscamos transmitir seguridad y transparencia", expresó.

Finalmente, para el ingreso se debe tener en cuenta que "para el espacio compartido se deben cumplir todos los requisitos sanitarios (vacunas, desparasitación, análisis de sangre) puesto que van a convivir con otros gatitos, y se debe asegurar que no tengan ninguna enfermedad y evitar así que puedan contagiarse uno a otro". Mientras que "para suite privada, si bien los requisitos son los mismos, podemos ser más flexibles ya que no van a estar compartiendo lugares con otros animales".

Para información adicional, podrán contactarse por WhatsApp al 11 3448 8000 o a través del sitio www.espaciogatos.com.ar.

Redes de cuidadores

Otra opción, y cada vez más popular, son las redes de cuidadores particulares: algunos acogen a tu mascota en su casa y otros la visitan cada día en el propio domicilio (una opción interesante si tenés gatos).

"Katten Pet Sitting" es una organización que ofrece cuidado de mascotas a domicilio y cuenta con más de 11 años de experiencia. Un proyecto que nació en un grupo de amigos, a partir del amor hacia y por los gatos, pero que luego se expandió al cuidado de mascotas en general.

"Arrancamos con un grupo de cuatro amigos, que nos conocimos en un refugio donde participábamos como voluntarios", recordó Anahí, una de las fundadoras de Katten. Y contó el significado del nombre: "Katten significa gato en danés y Pet engloba a todas las mascotas, más allá de los gatos, porque también cuidamos perros, cobayos, conejos, pajaritos, chinchillas, tortugas".

La joven explicó que actualmente son un equipo de ocho personas y ofrecen sus servicios en la Ciudad de Buenos Aires y en la zona norte del conurbano bonaerense. "Nuestra premisa es brindar el servicio que nosotros quisiéramos que nos brinden", afirmó Anahí. Y agregó: "Nos abocamos más que nada a los gatos porque son los animales que la gente no se lleva de vacaciones ya que se estresan mucho si los movés de su hogar o su entorno. Entonces, las familias necesitan que los cuidadores vayan a su hogar y se queden con el animal durante una cierta cantidad de días".

El valor del servicio por una hora de cuidado a domicilio es de 900 pesos por día, pero si son dos horas de corrido tenés un descuento del 10 por ciento sobre el valor total. El servicio incluye todo lo que refiere a limpieza del área de los animales (la litera de los gatitos, los platos de comida y de agua se lavan todos los días), alimentación, y hacer todo lo que le gusta al animal o lo que está acostumbrado. "Por ejemplo, en el caso de los perros incluye un paseo de 15 a 20 min. O simplemente, si el animal es más tranquilo nos tiramos en el sillón hacerle mimos, cepillarlos, etc.", detalló Anahí.

"Una de las premisas es mantener la rutina del animal lo más posible para que a la vuelta de las vacaciones o del viaje de su familia las rutinas no se vean alteradas", agregó.

Otro diferencial del servicio es que "tenemos contacto directo con veterinarios y siempre recurrimos al profesional en el caso de alguna duda". Asimismo, al finalizar la visita del día, ofrecen un reporte diario donde "te contamos cómo vimos al animal, nos fijamos el tema de deposiciones, si los vimos orinar, tomar agua, comer, vamos fijándonos y tomando nota de todos esos detalles".

"Otro plus que tenemos es que mandamos muchas fotos y videos, y luego hacemos un tipo book de Google Drive para que los dueños tengan de recuerdo", comentó la joven.

Como se trata de un contacto muy cercano y en un domicilio privado, desde "Katten Pet Sitting" explicaron que el/ la dueño/a debe completar un formulario y firmar un contrato, donde se especifican diferentes datos del animal y asimismo se incluye información adicional sobre, por ejemplo, cuántos juegos de llaves se dejó disponible y si hay alguien más que tenga acceso al domicilio.

Previo a ello, se realiza una entrevista con la familia: "Vamos a tu casa para poder conocer todo lo referido al animal (los lugares permitidos, los juguetes, las rutinas) y para que nos digan qué esperan que hagamos durante los días de cuidado".

Finalmente, Anahí reconoció que la demanda aumentó considerablemente en el período previo a las vacaciones de invierno y comentó que "la disponibilidad de prestar servicio la maneja cada miembro del equipo, por ellos denominados Cat-sitter, según la zona que cubre. Al momento de recibir las solicitudes de servicio, la disponibilidad la chequeamos entre todos los miembros del equipo".

Para más información contactarse por las redes sociales de la institución: @Katten_pet_sitting en Instagram y @petkattenMail en Twitter; o al mail  kattenpet@gmail.com.

Familia y amigos

Sin duda otras, de las alternativas de cuidado más frecuentes y más antiguas es la de dejar a la mascota con un amigo o familiar. En este caso, según recomiendan los especialistas, es muy importante tener en cuenta que el animal deber sentirse bien recibido, por lo que no se aconseja dejarlo con alguien que no quiere ni verlo o que no tenga mucho feeling con los animales. 

Sin embargo, en cualquier caso, será indispensable realizar un período de adaptación. 

Copyright © 2015 | La Síntesis - El primer diario digital de Saladillo